Un llamado a las autoridades hicieron padres de familia de la escuela 'Ricardo Flores Magón'
Fotografía: Memo Carreon
En el municipio de Cuautlapan, para que se ponga orden con dos maestros del plantel que con su actuar afectan a los niños

Un llamado a las autoridades educativas hicieron padres de familia de la escuela primaria Ricardo Flores Magón, de Cuautlapan, para que se ponga orden con dos maestros del plantel que con su actuar afectan a los niños.

Lo anterior debido a que la maestra de primero de B, de nombre Marlenne Almora, con el pretexto de que deben acostumbrarse a no salir al sanitario los mantiene en clase sin permitirles ir y son varios los niños que se han orinado debido a ello, lo que a esa persona no le interesa, y los papás se dan cuenta hasta que llegan por ellos, cuando a veces los niños hasta ya se secaron.

“Ya hubo un caso de un pequeño que se enfermó, le dio una infección de las vías urinarias, pero además es feo para los niños que se orinen en la clase y así se queden por varias horas hasta la salida”, expusieron los inconformes.

Mencionaron que de esta situación ya está enterado el director, Miguel Ángel González Trujillo, pero lo único que se ha hecho cuando un papá llega a reclamar es que cambian al niño de salón, pero esa no es la solución.

Indicaron que hay papás que lamentablemente no hacen nada, porque quieren evitar problemas, aunque este asunto ya se ha tratado con ellos, por lo que incluso en alguna ocasión intervino la sociedad de padres de familia, pero esto es algo que pasa cada año pues la maestra tiene como ocho años en el plantel y siempre ha sido así con los niños.

Agregaron que al cambiar a los niños de salón y luego al pasar a otro grado se olvida, pero los nuevos vuelven a pasar por lo mismo y es injusto para los pequeños.

Otro caso, abundaron, es el del maestro de educación física, el cual les pone apodo a los niños.

“Les dice lo primero que se le ocurre, los llama de gordos, flacos, algunos papás se quejan, le levantan al maestro un acta y ahí queda, pero eso ya no sólo es una grosería, hay una mala conducta del docente ahí”, apuntaron.

Los padres mencionaron que recientemente hubo una queja por una niña que padece un problema en su pie y que no la deja hacer ejercicio como a todos los demás, entonces, en lugar de ponerle alguna otra actividad a ella siempre la tiene sentada que por ella no puede hacer nada, y eso es discriminación.

Por todo ello, los padres hicieron un llamado público a alguna autoridad educativa para que se investiguen esos casos, y se proceda contra esos malos maestros, pues hay actas ya levantadas y reuniones en donde se han tratado esos problemas, y la solución no está en que los cambien de escuela, porque en otros lados van a ir a afectar a más niños

¿tu reaccion?

conversaciones de facebook