Es posible que los silos tengan que cambiarse en su totalidad para evitar nuevos accidentes: API
De acuerdo a los primeros reportes del peritaje del accidente en el Puerto de Veracruz es posible que los silos tengan que cambiarse en su totalidad para evitar nuevos accidentes, informó Juan Ignacio Fernández Carbajal, director de la Administración Portuaria Integral.

Explicó que la semana pasada terminaron de vaciarse los que colapsaron, se efectuó la primera inspección del muelle y se constató que no hay daño en la estructura o bandas transportadoras por lo que seguirá operando.

Sin embargo, de forma preliminar se menciona que el diseño de las estructuras  no es adecuado a las condiciones de Veracruz  y posiblemente tengan que cambiar todos.

“Los silos no se van a operar, ya hay un primer dictamen de una compañía americana, nuestros peritos deben llegar el jueves para hacer la verificación y estoy a la espera de otro perito local que está evaluando. Cuando se tengan las tres nos sentaríamos a ver”.

Por otro lado dijo que la construcción del nuevo relleno sanitario de la ciudad de Veracruz podría iniciar en enero pues faltan permisos de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales.

Con recursos también de APIVER se reconstruye el Baluarte de Santiago, los trabajos van al 40 por ciento por lo que no concluirán este año.

“Seguimos en eso, no tenemos todavía una parte de los permisos de Semarnat. Nosotros calculamos que inicie en enero del próximo año. La del Baluarte tiene fecha de entrega de abril, esperemos que esté por esa parte”.

Son 8 millones de pesos como parte de la primera recuperación del fuerte, que tenía varios años sin atenderse.

Fernández Carbajal asistió a la inauguración del puente vehicular en la avenida Rafael Cuervo que se hizo con recursos del Gobierno Federal a través de APIVER.

Explicó que se trata de una obra de tres cuerpos, en concreto, con un puente principal de 57 metros en asfalto.

El aforo vehicular se estima en 10 unidades diarias y beneficiará a 200 mil personas de la zona.

“La obra tardó cerca de un año, tuvimos algunos problemas técnicos porque tuvimos instalaciones de Comisión Federal de electricidad, Teléfonos de México y nos atrasó un poco pero ya estamos para ponerlo en funcionamiento”.

¿tu reacción?

conversaciones de facebook